Txorierriko Nesken Taldea, a la espera de la luz del calendario

DSC_0346-rec-baja

A falta de que se haga oficial el calendario femenino, el Txorierriko Nesken Taldea de la Gela Pedagogikoa de Miguel Madariaga y administrada por Marimar Sainz como responsable general del equipo y la Escuela BTT espera con optimismo y sobre todo con ilusión el regreso a la competición para compensar el esfuerzo sobre todo de las corredoras y los colaboradores de la formación cadete y juvenil.

Santi Barranco, responsable deportivo del equipo, significa la importante de volver a competir, «una luz tanto para el equipo como para las corredoras y los colaboradores, siempre y cuando sanidad lo autorice», recuerda. «No es lo mismo entrenar con un objetivo real, conocido, que no saber si se competirá. Una vez que haya una fecha que se pueda cumplir, se les va a hacer más ameno«, afirma Barranco, quien espera que pronto se dé luz verde a un calendario aprobado. Las primeras carreras se apuntan a finales de junio para continuar en julio, agosto y septiembre hasta completar una quincena de pruebas.

El lunes 8 de junio podría ampliarse la movilidad interprovincial entre Bizkaia, Araba y Gipuzkoa. «Antes de permitir la competición, tienen que venir más pasos, como la movilidad entre provincias, para poder realizar entrenamientos conjuntos como es nuestra intención antes de correr. El escenario está cambiando, aunque hay que ser cautos y seguir las pautas que marquen las autoridades sanitarias», explica.

La crisis del coronavirus ha afectado a toda la sociedad y al ciclismo en particular. «Esta situación hace que sea un año atípico y se trata de llevarlo de la mejor manera posible. Lo que queremos es competir que para eso entrenan y se cuidan las chicas, bajo la supervisión de nuestros preparadores físicos«. La dirección técnica de la Gela Pedagogikoa ha permanecido también en contacto con las ciclistas. «Competir es importante también para los colaboradores del equipo (Orbea, Novadiet, Insalus, Kaiku, Iddtek y Euskaltax) que hacen un esfuerzo y que se verá recompensado con la competición», concluye.